CLICK HERE FOR BLOGGER TEMPLATES AND MYSPACE LAYOUTS »

jueves, 13 de febrero de 2014

LA HORA DE LAS REDES SOCIALES

Fig. 1.- El régimen castro-chavista y su poderosa maquinaria de propaganda no ha podido anular la verdad en las redes sociales.
Ante el blackout informativo y el silencio de los medios radio eléctricos de comunicación venezolanos, se impone que todos los venezolanos dispongan abiertamente de las redes sociales.

Esta es la hora de Facebook, Twitter, Instagram, Blogger, Youtube y el uso masivo del correo electrónico, ante la indefensión comunicacional y el poderío mediático del régimen.

La revolución ha apretado más el cerco comunicacional y ante esa realidad los venezolanos debemos armarnos e integrarnos de manera eficiente con la eficiencia, el poder y la cobertura de las redes sociales.

La disposición de cuentas en las redes para ventilar ante el mundo la realidad de la dictadura que se ha entronizado en el país debe servir para llevar la verdad a la sociedad de Venezuela que se le niega y trasladarla más allá de nuestras fronteras.  La censura que se esconde detrás del chantaje legal y los otros mecanismos que conforman el cerco a la verdad en el país, debe ventilarse por la vía de la crónica de los ciudadanos armados de sus teléfonos inteligentes y sus equipos de computación.

Creo que llegó la hora donde todo el mundo debe convertirse en un reportero de la democracia para desnudar y publicar la violencia oficial del régimen y sus hordas armadas. Cada venezolano debe ser un corresponsal de la libertad y la soberanía en las redes sociales, con capacidad para llegar hasta donde la dictadura roja rojita haya escondido la verdad. Los demócratas deben convertirse en narradores e investigadores de la Constitución Nacional de la República Bolivariana de Venezuela en esta coyuntura  y tener el acceso de llegar hasta la gran prensa aguas afuera de la versión que nos vende la prensa oficial.

Twitter, Facebook, Instagram, Blogger, Youtube y otras herramientas de interrelación en línea pueden permitir en tiempo real, solucionar el grave problema de incomunicación con la sociedad venezolana en primer lugar y con el resto del mundo luego, por la aplicación de las políticas del cerco comunicacional que ha impuesto el régimen.


Es la hora de las redes sociales, para evadir el cerco informativo.